You are currently browsing the monthly archive for agosto 2010.

No estoy.
Me fuí al norte. Hamburgo, Bremen, Bremehaven… no prometo fotos porque soy mala para eso.
Historias, eso seguro que traigo.

Nos vemos. Pásenlo bien.
En dos semanas estoy de vuelta.
(No, no tengo internet)

No conozco prácticamente a Jorge Tellier, como será que siempre lo confundo con un político chileno, asi es que cuando leí este poema en FB me sorprendí porque usar metáforas es difícil y escribir un poema sobre la felicidad, ya no te digo. Para mi gusto es un poema que logra ponerte en una perspectiva y eso salva todo, metáforas y ese sentimiento común a todos los humanos, tan común como la infelicidad, el momento de la felicidad.

BAJO EL CIELO NACIDO TRAS LA LLUVIA

Bajo el cielo nacido tras la lluvia
escucho un leve deslizarse de remos en el agua,
mientras pienso que la felicidad
no es sino un leve deslizarse de remos en el agua.
O quizás no sea sino la luz de un pequeño barco,
esa luz que aparece y desaparece
en el oscuro oleaje de los años
lentos como una cena tras un entierro.

O la luz de una casa hallada tras la colina
Cuando ya creíamos que no quedaba sino andar
y andar.
O el espacio del silencio
entre mi voz y la voz de alguien
revelándome el verdadero nombre de las cosas
con sólo nombrarlas: “álamos”, “tejados”.
La distancia entre el tintineo del cencerro
en el cuello de la oveja al amanecer
y el ruido de una puerta cerrándose tras una fiesta.
El espacio entre el grito del ave herida en el pantano,
y las alas plegadas de una mariposa
sobre la cumbre de la loma barrida por el viento.

Eso fue la felicidad:
dibujar en la escarcha figuras sin sentido
sabiendo que no durarían nada,
cortar una rama de pino
para escribir un instante nuestro nombre en la tierra húmeda,
atrapar una plumilla de cardo
para detener la huida de toda una estación.

Así era la felicidad:
breve como el sueño del aromo derribado,
o el baile de la solterona loca frente al espejo roto.
Pero no importa que los días felices sean breves
como el viaje de la estrella desprendida del cielo,
pues siempre podremos reunir sus recuerdos,
así como el niño castigado en el patio
encuentra guijarros para formar brillantes ejércitos.
Pues siempre podremos estar en un día que no ayer ni mañana,
mirando el cielo nacido tras la lluvia
y escuchando a lo lejos
un leve deslizarse de remos en el agua.

Más que nada- esta manipulación de la plantilla que recién empieza- ha sido un ponerse al día conmigo misma. Con lo que leo y no leo, con quien tengo relación, con quien ya no tengo, con quien se fue y no volvió, con quien tengo la esperanza de volver a ver y con todos los etceteras que ameriten.

Definitivamente esto de los blogs, en estos 3 o 4 años que estoy, ha cambiado y me ha cambiado.

Escribir es para mi una oportunidad personal y, por eso, en primer lugar de estar conmigo misma. Aunque sé que de alguna manera todos somos personajes de la historia que escribimos en el blog y la sinceridad aquí es la del autor, por eso es desubicado esperar ciertas verdades, realismos o sinceridades en un blog.

Tal vez porque mi mundo es en otro idioma y me hace falta un especie de revisión o de conversación conmigo misma en mi idioma interno, el de las Nouancen (Mi idioma interno en realidad es mezclado, como el del lector de Juanito von Lutschbonbon, se acuerdan?), me hace bien tenerlo a este blog.

A veces me siento terriblemente egoista con esto de que el blog es mío y hago lo que quiero y cuento lo que quiero y como quiero, pero entonces me acuerdo que esto puede uno seguirlo de largo y no leerlo y entonces me siento normal nomás, y buena pa escribir lo que se me pase por la cabeza. No todos lo hacen. Tampoco es que sea pa estar orgullosa. Es, no más.

Bue, lo que quiero decir es que estoy acomodando cosas en este blog, incluyendo, cambiando y sacando. No tiene que ser, pero de acuerdo al consabido y mencionado egoísmo, quiero.

Ojo que son cosas que han cambiado a través de los años y no son de un día para otro… y son menos importantes de lo que parecen. No matan.

A ver que foto pongo, porque el ojo que alguna vez puse está bastante más arrugado que en esa época y las cejas menos tupidas. (Problemas hay que tener)

Y me faltan los agradecimientos, y los doy: sentidos agradecimientos a los que me leen, a los que se dan el tiempo de conversar conmigo, pero muy especialmente a los que se dan el tiempo de entender. A los sutiles que piensan y no dicen todo, a los que les cuesta y aún así (me) aguantan.

Pero tengo que ser sincera, agradezco a los que pasaron por acá, sintieron que “nadaquever conmigo esta mina” y siguieron de largo. Por qué no? Me parece totalmente legal, les quedo agradecida. Yo sufro sinceramente con ciertas maneras de ver la vida, que no entiendo. Tampoco es que no aguante, pero reconozco que tengo límite, y lo que si no soy es masoquista.

Y me falta darles las gracias a quienes no vienen, o vienen poco, pero que escriben cosas en sus blogs que me mueven, que me hacen salir la mejor de las comentarista que hay en mi y que seguiré visitando aunque no le den bola a este otro lado mío. Bien ahí.

Pero volviendo a uds los que están, sería un crimen menospreciarlos como amigos de blog que somos.
Gracias por ser el aporte que son. Gracias a los que leo, los que me leen, los que opinan a los que me dejan opinarles. Gracias.

Ya, como aviso de movimientos, esto basta.
Ya, y sigo con mis tonteras.

Duda puso un video prguntándose por qué en la prensa nacional argentina no se habla sobre las ideas, cifras y análisis de la CEPAL. Entendí perfecto que se trata de defender la diversidad de opiniones en los medios de comunicación y sé que hay polémica al respecto por la actuación del gobierno asegurándose una voz dentro de estos.

Ese tema, el del monopolio informativo, es interesante, pero no es el que yo tomo hoy, porque se merece un poco más de investigación de mi parte. Soy chilena y sé lo que es tener TODOS los medios de comunicación en manos de 2 grupos económicos. Sé lo que es tener un diario que mintió durante toda la dictadura haciendo hasta chistes con los asesinatos de personas y que hoy, como entonces, se le considere un diario serio. No sé cual es la solución, pero sé que Voltaire y su frase de la defensa de la opinión contraria es más actual que nunca: Dar la vida por el derecho a opinar del contrario.
Y SI, me acuerdo de los nazis y no, no estoy de acuerdo que se les dé tribuna pública para mentir. Lo dicho el tema no es ese esta vez, el tema es la economía y el modelo a defender en los medios de comunicación, el debate que hay, con o sin nosotros. Nosotros elegimos. Ahí se los dejo:

Y esto me dió a mi por opinar:

La cepal es un centro de informaciones importante en cuanto a las investigaciones sociales en Sudamérica. Y es por lo tanto muy a considerar si presentas algo, lo que sea en este campo.

Ciertas son además, las noticias desde España que dicen que se salvan muchas cifras de negocios españolas, gracias a las inversiones hechas en América latina. (Bancos, por ejemplo)

La CEPAL no es de izquierda, es conservadora por la izquierda- si, ni me arrugo en esquematizar y traducir- es decir, no se opone a la intervención estatal como si lo haría un fanático del neoliberalismo en su vertiente más dolorosamente conocida por nosotros los del sur, el monetarismo. Estos últimos son los fanáticos de las privatizaciones, especialmente si algo funciona bien en manos estatales. Fue lo que hicieron en Chile.

La CEPAL habla desde los 90tas de: “crecimiento con equidad”, sacando la palabra “igualdad” de un paraguazo.
Fin de la igualdad, paso a algo menos peligroso: la equidad.
Hay peores fracesitas en economía.

Todo cierto. Ahora, que nos dicen las cifras de crecimiento en países donde hasta hace poco se estaba en la ruina? Que se va saliendo. Que ya estamos?
No sé, juzguen ud que lo sufren.

Les recuerdo que el famoso sudeste asiático en la época en que se les mostraba como ejemplo de que dentro del capitalismo SI era posible el desarrollo de los que estamos en la periferia, tenía crecimientos del 11% o más.
Es decir, tampoco es que con 7 % ya estemos. Pero es mejor que 0%.
Ah! si los países desarrollados tienen de pronto crecimientos del 3 %
(Alemania acaba de pasar por 0 y crecimientos negativos.)
Es decir, crecer es bueno, y así hay qué distribuir, pero hay algunos que necesitamos crecimientos muy, pero muy superiores, porque venimos de la nada, del colapso, de la crisis total.

Y la penúltima de mis disquisiciones: la última crisis fue financiera. Bancos, créditos, fondos, etc. Qué crisis nos va a agarrar si no tenemos sistema financiero? Eso si, hay que reconocer que el poco endeudamiento externo nos salvó. No estabamos en la cadena que colapsó. Esa es la novedad en esta vuelta: no teníamos plata prestada de arriba.
Se acuerdan de la noticia del pago de la deuda externa? Yo me acuerdo que fue bajo este gobierno actual.

Ojo, y aquí tiro la última, que el BM y el FMI están recomendando actualmente lo mismo: intervención estatal!! Aquí no hay nada de revolucionario.
A propósito, ya saben que estas son organizaciones “asociadas”, como la UNESCO, a las naciones unidas. (Busquen por organizaciones especiales de la ONU en google poh!)

Esta nueva linea de trabajo viene desde que la Sra Merkel y el Sr Brown se lo dijeron claramente a todo el mundo: el consenso de Washington se acabó (= reglas a cumplir que resumían la política neoliberal, que fue diseñada en Washington para el tercermundo para más tarde, con la caída del muro, convertirse en receta mundial y conocida como: reducción del presupuesto del estado, sea comno sea.)

Que que quiero decir? qué pensemos juntos… qué pasan cosas y que es más difícil que una sola dirección, pero que se acabaron hace rato los 10 minútos de la economía de mercado salvaje.

A ver que nos toca ahora.

Vaya! Si se puede hablar con L., me dice Adri.
Y yo lo dejo seguir contando.
Lo llamé por teléfono y le dije que disculpara que perdí la paciencia el otro día y que me fuera así tan enojado, tan rápido.

De eso había conversado con Adri yo después. Es una tendencia de su carácter que no sé de donde sale. Yo soy pasional, pero no salgo ni loca dando portazos. Me parece inaceptable. Entiendo incluso un buen gritonéo, pero sin aclaraciones yo no me voy y me molesta que el otro se vaya. Pregúntenle a mi marido si no me creen.

La cosa es que me sigue contando:
Y sabes qué me dijo?
Que él tampoco estuvo bien, pero es que tiene la mala experiencia con el otro vecino, que si lo deja hacer lo que quiere, termina insultándolo y eso es lo que él- L. – no quería que le pasara y por eso actuó así, tan pesado conmigo.

Y después de eso, tomó las dos espadas de “laser” de la guerra de las galaxias y salieron a darse en la calle, frente al portón.

Los protagonistas de la historia tienen 10 y 11 años.

A veces creo que muchos adultos debieran aprender de ellos.
Im- pre- sionada, quedé.

ps: Y Adri cuenta la historia con los ojos brillantes de emoción. Yo quedé idem.